Preguntaremos al Ayuntamiento de Huelva que va a hacer con la «peste química»

0
557

P1100635

LA MESA DE LA RÍA PREGUNTARÁ AL ALCADE SI PIENSA ACTUAR ANTE LOS CONTINUOS EPISODIOS DE MALOS OLORES

La Mesa de la Ría ha registrado esta mañana una pregunta dirigida al Alcalde para que aclare en el próximo Pleno Municipal si piensa llevar a cabo alguna actuación ante los numerosos episodios de malos olores que está sufriendo la población de Huelva, circunstancia que ocasionó que se produjeran centenares de llamadas al teléfono de emergencias 112.

PREGUNTA AL ALCALDE:

PREGUNTA QUE PRESENTA MESA DE LA RÍA DE HUELVA AL EXCMO. SR. ALCALDE EN EL PLENO DEL AYUNTAMIENTO DE HUELVA, SOBRE LOS CONSTANTES EPISODIOS DE CONTAMINACIÓN ATMOSFÉRICA PROCEDENTES DEL POLO QUÍMICO DE HUELVA.

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

Las fumigaciones contaminantes del Polo Químico de Huelva no son un hecho puntual de este momento, sino que muy al contrario, éstas son constantes, periódicas y prolongadas en el transcurso de la historia de Huelva.

El 5 de octubre 2012 se produjo uno de los episodios de contaminación atmosférica más grave de los acaecidos en Huelva. Entonces, el teléfono de emergencias 112 recibió un aluvión de llamadas ante el fuerte olor a azufre que se percibía en la capital. Dicho olor a azufre venía acompañado de partículas de arsénico, plomo y cadmio. Tal y como informó la Universidad de Huelva, estas partículas son las emisiones típicas originadas por la industria de fundición de Cobre – Atlantic Copper – instalada en los terrenos de la Punta del Sebo de Huelva.

Estos hechos dieron pie a una denuncia de Mesa de la Ría ante la Comisión Europea, la cual derivó en la apertura de un expediente de investigación que a día de hoy continúa abierto. En éste, se denunciaba además la inexistencia de estaciones de medición de contaminación en la zona sur y centro de la ciudad, lugar por donde precisamente transcurrió la nube tóxica. Esta denuncia aportaba también información sobre las enormes subvenciones públicas que recibe Atlantic Copper de la Junta de Andalucía y del Gobierno Central y la falta de un plan de emergencias, conocido por la sociedad, en el que se incluyera a dicha empresa.

nube-toxica

La reciente tesis doctoral de Dª. Rocío Fernández Camacho, investigadora de la Universidad de Huelva, titulada “Origen y características de las partículas finas y ultrafinas en el aire ambiente de Huelva”, concluía que las partículas ultrafinas (PM<0.1 micrometros), son las más peligrosas para la salud humana, las cuales tienen su origen en la actividad industrial que genera el gas precursor de dichas partículas, el SO2, y que la peligrosidad para la salud de las partículas ultrafinas es muy superior a la de otras ciudades europeas debido a las concentraciones de los metales Arsénico, Cobre, Cadmio, Zinc, Bismuto, Plomo y Selenio asociados. Las fuentes de estos metales son las emisiones de la Fundición de Cobre ubicada al sur de la ciudad, y las industrias de ácido fosfórico y fertilizantes, y la refinería presentes en el área de estudio. Pese a todo, estas partículas siguen sin medirse en Huelva.

En el Pleno del Ayuntamiento de Huelva celebrado el día 26 de octubre de 2011, se aprobó la Moción presentada por el Grupo Mesa de la Ría de Huelva relativa a la mejora de la calidad del aire y la salud de las personas, para que el Ayuntamiento de Huelva instase a la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía a:

  1. Instalar medidores de partículas de diámetros menores de 2.5, 1 y 0.1 micras en todas las estaciones de medición de calidad del aire de la Red de Vigilancia y Control de Calidad del Aire de Andalucía situadas en la ciudad de Huelva para evaluar la calidad de nuestro aire ambiente.
  2. Informar a la población en las situaciones de calidad del aire MALAS Y MUY MALAS en los medios de comunicación y en tiempo real.
  3. Establecer un Sistema de Prevención y Alerta frente a episodios de riesgo por niveles altos de inmisión de contaminantes atmosféricos. Este Sistema incluirá:
    • Avisos de situación de riesgo para la salud de las personas en radio, televisión y/o sms al objeto de que la ciudadanía pueda anticiparse a los efectos negativos sobre la salud, sobre todo en la población infantil.
    • Aviso específico a las fábricas del Polo industrial Av. Francisco Montenegro para que no realicen emisiones a la atmósfera.
    • Petición también a través de los medios de comunicación a las personas usuarias de medios de transporte para que utilicen transportes públicos en lugar de coche, para reducir puntualmente las emisiones en el casco urbano mientras dure la alerta.

La respuesta de la Junta de Andalucía, con registro de salida 201299900013422 de fecha 26 de enero de 2012, se limitaba a contestar de manera vaga y ambigua:

– En el apartado 1 sobre la ampliación de equipos, daba una respuesta evasiva al señalar que “no existe ninguna red de vigilancia en España que cuente con un equipo para la determinación de ultrafinas, a excepción de Andalucía”, y debido al alto coste que supondría la inversión, este respecto indica que “un equipo de medida de PM 2.5 supone una inversión de aproximadamente 30.000 €, por lo que para las 14 estaciones de Huelva el costo superaría los 400.000 €. A ello habría que sumar los costes de explotación (mano de obra, materiales, filtros, gravimetría, analíticas,….).

– En su punto 2, nada se contestaba sobre la petición de información atmosférica “en tiempo real” a los ciudadanos, pese a que existen antecedentes de municipios en los que se han puesto en marcha programas para que las personas interesadas, población infantil, de riesgo o afectadas por enfermedades específicas como asma, puedan recibir con las nuevas tecnologías (mail, sms…), avisos puntuales sobre superación de inmisiones de contaminantes en el municipio de Huelva.

– Y en su punto 3, en el que la Junta informa sobre modelos predictivos, en periodo de “ajuste” que se instalarían durante el presente año, que evitarán la contaminación antes de que se produzca y, que, obviamente casi terminando el año, tampoco se han puesto en marcha, pues los episodios de contaminación se siguen sucediendo día tras día.

Así pues, parece ser que los motivos económicos son el principal impedimento para que la Junta de Andalucía instale más medidores y mejor adecuados para solucionar la problemática de Huelva, lo que resulta verdaderamente indignante frente a los enormes beneficios de la industria química instalada en Huelva que es quien provoca el daño ambiental.

Finalmente el pasado 24 de septiembre de 2012, Mesa de la Ría de Huelva volvió a preguntar al Consistorio ¿Qué gestiones adicionales ha realizado el Ayuntamiento en relación a la falta de concreción o contestación por parte de la Junta de Andalucía, sobre la moción aprobada? y ¿Qué acciones ha realizado el Ayuntamiento de Huelva durante los recientes escapes contaminantes en virtud de sus competencias asignadas por el Decreto 239/2011 de 12 de julio y de sus propias Ordenanzas Municipales?. Dichas preguntas no tuvieron respuesta por parte del anterior equipo de Gobierno.

El pasado invierno de 2014 se produjeron nuevos episodios de fumigación en Huelva. La Junta de Andalucía se limitó a anunciar en medios de comunicación que “La Junta incrementará los sensores para determinar el origen del mal olor”, que “Los técnicos creen que la pestilencia del martes y de hace 13 días proceden de Nuevo Puerto y la achacan a procesos de reciclaje de aceite” y que “El comité asesor revisa el Plan Territorial de Emergencia”.

Finalmente, hace escasamente una semana se volvió a producir una nueva fumigación de Huelva por penachos de contaminación atmosférica proveniente de industrias del Polo Químico, las cuales alarmaron a la población de Huelva, hasta el punto de que más de 400 onubenses decidieron llamar al teléfono de emergencias 112.

El Ayuntamiento de Huelva tiene entre sus competencias, la autorización para la apertura de actividades industriales y la protección de la calidad del aire que tod@s respiramos.

Por todo ello, Mesa de la Ría de Huelva presenta para su contestación en el Pleno del Ayuntamiento, en virtud del artículo 97.7 del Real Decreto 2586/1986, de 28 de noviembre, por el que se aprueba el Reglamento de organización, funcionamiento y régimen jurídico de las Entidades Locales, la siguiente

PREGUNTA:

¿Qué medidas va a tomar el Ayuntamiento contra la contaminación química? ¿Va a hacer cumplir el Consistorio en este mandato la moción aprobada en 2011? ¿Va a paralizar actividad de las empresas que provocan estos daños en su término municipal o instar a la Junta de Andalucía a que lo haga en los limítrofes?

En Huelva, a 26 de octubre de 2015

Rafael Gavilán Fernández